Categoría: Sin categoría

20 Nov 2017
xylella fastidiosa

¿Qué es la Xylella fastidiosa y cómo detectarla?

La “Xylella fastidiosa”, una bacteria que ataca a una gran variedad de cultivos clave en el Mediterráneo, entró en Europa por el sur de Italia procedente de América, y muestra una importante virulencia frente a los olivos.
Esta bacteria ataca a un gran número de plantas, principalmente a cultivos leñosos como frutales, viñas, cítricos, olivares, café… Su principal zona de expansión era el continente americano, pero hace poco se localizó el primer caso de Xylella fastidiosa en Europa; en concreto en la región de Apulia, en el sureste de Italia.

CARTEL XILLELLAEn Italia todo apunta a una importación de plantas ornamentales de café, y mientras este país intenta atajar el foco, el resto de países europeos toman medidas preventivas, conscientes del riesgo de que la bacteria se pueda extender por el continente. Esta bacteria ha demostrado una sorprendente virulencia frente a los olivos, atacando con agresividad a los olivos italianos y provocando la devastación de la zona, puesto que la única manera que se conoce hoy en día para acabar con la bacteria es arrancando la planta y quemándola después.

En España la plaga ya ha arrasado los almendros de Baleares y amenaza con avanzar hacia los olivos españoles, el problema es que hoy en día no hay forma de frenar su expansión, de ahí que varios grupos de investigadores trabajen a contrarreloj para encontrar soluciones. Buscan un virus bacteriófago capaz de aniquilar el llamado “ébola del olivo”, y es que si la Xylella fastidiosa lograra llegar hasta Andalucía, supondría pérdidas económicas de un valor incalculable.

La cantidad de focos detectados en Mallorca hace que para cumplir con el protocolo europeo de erradicación, sea necesario arrasar la isla. La plaga saltó de Baleares a Alicante, donde a día de hoy prosigue su lenta expansión. A día de hoy, y después de numerosas pruebas realizadas por la Junta, Andalucía permanece libre de la infección.

A falta de un tratamiento para revertir los efectos de la enfermedad o proteger mejor a los árboles, lo único que podemos hacer es extremar la prevención y el diagnóstico temprano para que no pase igual que en las Islas Baleares, que cuando se detectó ya era demasiado tarde. De igual manera, el alarmismo no es bueno, ya que puede conseguir que el agricultor, cuando detecte los síntomas, no diga nada por temor a que arranquen sus árboles.

¿Qué es la Xylella fastidiosa?

Esta bacteria se instala en el xilema de las plantas afectadas y se extiende por toda la planta, interrumpiendo el flujo de savia. Es entonces cuando empezamos a detectar los primeros síntomas externos, que pueden confundirse con cualquier otra forma de estrés hídrico y vemos como se empiezan a secar las hojas, los brotes, las ramas y, en el peor de los casos, la planta entera. Puesto que la bacteria se desarrolla en el interior de la planta, no hay tratamientos efectivos contra ella, más que la eliminación de la propia planta.

Algo que dificulta su erradicación es que en muchas plantas silvestres la Xylella fastidiosa se multiplica sin provocar daños, por lo que es muy difícil detectarla, actuando éstas como plantas portadoras. La transmisión entre plantas ocurre por medio de insectos vectores semejantes a pequeñas cigarras que pasan desapercibidos a los agricultores por su tamaño diminuto, no se concentran en grandes poblaciones y no causan daños importantes a las plantas. Poseen un pequeño estilete con el que llegan hasta el xilema de las plantas y absorben la savia bruta de la que se alimentan, además de infectarla.

06 Nov 2017
que-es-el-aceite-verde

Qué es el aceite de oliva verde o de cosecha temprana

¿Qué es el aceite de oliva verde y por qué está en auge?

Las características organolépticas del aceite verde lo llevan a la cima en cada concurso nacional e internacional de aceite de oliva virgen extra, y es que el aceite de recolección temprana está asociado a una mayor calidad y a la denominación premium. ¿Qué hace de este aceite un producto tan selecto?

aceite verdeEl aceite de oliva verde es aquel de cosecha temprana o primera cosecha. En contra de lo que muchos creen, no hace referencia a la hora de la recolección, sino al período en que se recoge la aceituna. El aceite de oliva de recolección temprana se produce entre los meses de octubre y noviembre, cuando el índice de madurez de la aceituna aún no ha alcanzado su punto álgido, y la mayoría todavía están verdes; de ahí que se le conozca como aceite verde.

El aceite resultante de la molturación de aceitunas verdes es de un color más brillante, con un equilibrio perfecto entre picante, dulzor y amargor, con un aroma más intenso y un frutado mayor. Consumirlo en crudo es un placer para los sentidos y cautiva a los amantes del aceite de oliva, que una vez que lo han probado, ya no cambian.

En los últimos años, estos aceites de recolección temprana se están convirtiendo en protagonistas de los concursos más importantes del sector oleícola nacional e internacional gracias a sus propiedades organolépticas. Son los que consiguen alzarse con el reconocimiento de mejores aceites del mundo, debido a que los criterios de puntuación que se evalúan en las catas profesionales tienen muy en cuenta matices más complejos a la hora de oler y saborear un aceite de oliva virgen extra.

La producción de este tipo de aceite es más compleja y costosa que la de un virgen extra tradicional obtenido de aceitunas negras que ya han alcanzado el punto de madurez plena. Cuando las aceitunas están maduras, se sueltan mejor del árbol y éste no se daña tanto durante la recolección. La cosecha temprana se puede realizar con ayuda de más maquinaria e incluso de forma totalmente automatizada, produciendo un menor daño colateral para los olivos.

TORO GOURMET 500Otro punto a tener en cuenta en la producción del aceite verde es el rendimiento de la aceituna, mientras para un litro de aceite tradicional necesitaríamos unos 4 o 5kg de aceituna, para un aceite de oliva virgen extra de recolección temprana nos harían falta entre 7 y 8 kg. Además, la pulpa de la aceituna madura es bastante más bl anda y es mucho más sencillo extraer su aceite en frío (<27ºC). Todo esto hace que se encarezca el proceso de producción y que el aceite de oliva virgen extra de cosecha temprana se venda a precios muy superiores al tradicional.

Incluso siendo más costosa su producción, cada vez son más las empresas oleícolas, almazaras y cooperativas que se animan a producir su propio aceite de cosecha temprana, ya que aporta prestigio a la marca. Es el caso de nuestro aceite de oliva virgen extra Maeva Toro que ha obtenido el reconocimiento internacional en los concursos más importantes del mundo.

Año tras año aumenta la oferta de este tipo de aceites premium, y lo normal es que también vayamos viendo un ajuste de sus precios debido al aumento de la oferta; pero también es probable que nos encontremos con aceites de oliva virgen extra mediocres, envasados como premium en botellas y envases preciosos, que muchas veces cuestan más que el propio aceite que contienen. Por ello lo mejor es informarse bien y escuchar las opiniones de otros consumidores, incluso crear conciencia y fomentar la cultura del aceite, para aprender a reconocer un buen aceite de oliva.