Aceite de Oliva Talones Agrietados

Aceite de Oliva para los talones agrietados

El verano es sinónimo de buen tiempo, playa, excursiones… pero también está relacionado con la sequedad de la piel, en especial la de los pies. Si quieres olvidarte de las antiestéticas grietas o pielecitas, sigue leyendo.

El calor o pasear con los pies descalzos en verano, puede provocar un exceso de sequedad, haciendo que nuestros pies no luzcan como nos gustaría; si quieres recuperar un aspecto suave, liso y sedoso, solo tienes que repetir este proceso durante unos días. Tus pies volverán a ser de revista.

Rocía unas gotas de Aceite de Oliva Virgen Extra Maeva sobre un algodón o con las propias manos y masajea los talones durante aproximadamente 5 minutos. Cuando la piel haya absorbido prácticamente todo el aceite, cubre los pies con unos calcetines y deja actuar toda la noche. Cubriendo los pies con unos calcetines conseguirás que el aceite haga más efecto y además evitarás manchar las sábanas.

Para que este truco resulte efectivo, repite el proceso hasta que durezas y grietas desaparezcan. En pocos días recuperarás su aspecto saludable y podrás lucir tus sandalias favoritas sin miedo a que la sequedad de tus pies sean las protagonistas.

Write a Comment